22.5.06

Olvidar

He escrito con pausas. Vi el debate de los candidatos presdienciales entretiempos. Antes escribí compulsivamente.
Sobre el odio, sobre la música, sobre el alma.
Y me quedé hace rato sin alma...
o nunca tuve alma... (eso no importa a otros, claro).
Si olvidara todo, olvidaría mi origen, el tiempo en que la política gravitaba en mi vida con fuerza.
Y lo que creo es que no quiero olvidar cómo llegué a la blogósfera, cómo la marea de la política se me aparece como un bolo desalimenticio
rueda el bolo y clac, hay animales agitados,
nosotros
los otros, nosotros.
Olvidar que los otros son los que se miran entre sí para hablar lo mismo, insuflar lo de siempre, la demagogia, la conchudez.
Perorata revuelta, niet. Lo que pasa es queno olvido el tiempo de las carencias, la niñez atrofiada en algún momento, jugando con niños que no olvidaban que faltaba azúcar en las bodegas y que las menestras se comian todos los días porque no quedaba otra alternativa.
No olvido que no creo en nadie ahora.
No olvido que las inútiles esperanzas no son siempre tan inútiles.
Una bandada de aves se parece a un grupo de niños contentos.
No olvido y no odio. O recuerdo y quiero. Quiero un sitio tranquilo para mi niño.
Doria, descansa, estás lejos y cerca de toda esta marea.
Quiero serenidad aunque no sea serena siempre.
Quiero y no olvido, o recuerdo y quiero.
¿Resulta vana la risa?
Nunca olvidé, ya lo dije, el odio en esos ojos, el odio atomizado.
Ah, el nacionalismo a ultranza con su redecilla y su gran cebo.
Somos como peces desahuciados.
Mejor seamos como felinos salvajes.
La inteligencia salvaje, sí , recuerdo esas conversaciones, S.
Sí y es que si tengo que olvidar, olvido lo que me desinteresa.
Me interesan:
Palatine, din don, el monstruo de Maciel, la casa giratoria, una helefante, la novia, el cananeo, tu saludo Roberto Zucco, los claros del bosque, Nicho, Nicho, Lukas viene. Los paseos de Gatito viejo, el clíclope mirando, Kika y su corazón de melón, Doria, Al, el hombre misterioso, Luis, I, Adriano en la inmanencia, la fiesta del fauno, el alba con neblina... L, allá en Manhattan.
Me interesa el tiempo en que crecerá Doria. Al y el tráfago urbano.
Me interesa cada blog que conozco a tientas, o con luz.
La ciudad, el país, mi país, tu país, el mundo...., me interesa la vida. Me interesa la muerte.
Quiero vivir. (Aquí iría el dibujo de las siluetas de Doria y Al).
No olvido o recuerdo y quiero.
Muertes cruentas, desapariciones, la Comisión de la Verdad. Humala, ALán García y cía.
Molecular la no/esperanza y revienta todo. O es que la impunidad se quedaría en su sitio, intocable.
Hey, si está libre Fujimori, escandalete, plaf, plaf.
Ponte el rostro tibio, restriégate las manos, ni una uña sucia.
Olvidar: nada, nada, no olvidar, ese es el quid.
Y luego, se verá.

8 comentarios:

Gatito viejo dijo...

¿Tiene uno mano para elegir lo que quiere en su vida? seleccionemos y eliminemos de ella todo lo que nos estorba, todo lo que nos embrutece, todo lo que nos perturba... si fuera tan fácil. Lamentablemente la política, (y por extensión los políticos que no lo merecen) forma parte de nuestra vida, lo queramos o no. Sería bueno poder elegir lo que a uno le hace feliz sin perjudicar al otro. Sería un mundo nuevo, desconocido, con aires frescos, sin contaminar. Soñemos, Vir&, soñar no cuesta nada y nos da un poquito de esperanza.
Un abrazo

Reaño dijo...

ya cambiaremos las cosas mi querida Vir, pronto, muy pronto: no cejemos en creer en eso...
Mientras tanto, como decía Baudelaire:
"El spleen, esa santa prostitución del alma"...

Di dijo...

Ja, esa vieja relación ente el olvido y el perdón, hay que mirar las cosas con ojos limpios, no de olvido, sino de perdón.
La política y nuestra ignorancia nos han dado dos caminos, no hay más, ya no.
Así que decidiremos entre una posibilidad de cambio, y una réplica mal elaborada de dictadura.
No lo sé VIr, pienso a veces que sólo yo veo ciertas cosas, hablas de comer menestras todos los dias, habia más gente alimentándose , eso dicen las estadísticas, porque siempre he pensado que a no comer nada, es mejor comer lo que sea, y ...haciendo una broma, que tienes contra las lentejas, al estilo arequipeño con pan y leche son bravazas :),

un abrazo

Di

Margarida V dijo...

cuando son las eleciones ahi? aqui se habla muy poco de peru, solo se las cosas que leo en los blogs.

Rain dijo...

Creo que no me hago comprender, Di.

Olvidar, cuando digo olvidar, me refiero a lo que he olvidado, no a una invitación a olvidar. porque los olvidos son de diferentes sentires. Y comparto los míos, y hablo de menestras, porque son ricas mas cansan al volverse monótonas. Si disientes, bien, mas si no captas lo que expreso, es diferente. Ay mujer, o es que soy de veras enrevesada.

El perdón. Alguna vez escribí sobre el perdón. Creo que tú aún no estabas en la blogósfera...

Es como palabra que se presta a maniqueísmos. Desde la mira cristiana, proyectando la gran sombra de la culpa y del perdón, expiando los pecados mortales, veniales y demás.

La culpa, el perdón, la benevolencia....la impunidad. Ojos limpios: los que miran panorámicamente. O sea los que se han vaciado de esa bondad (como la de 'Viridiana' de Buñuel) alimentada de ingenuidades que pasan como limpieza.

Plaf, pertinaz el acto de perdonar, el acto bondadoso, el acto conmiserativo.

Para mí, el tiempo de Alán García fue espantoso a nivel de economía. Y ni hablar
de la corrupción...

Y es que habría que entender el contexto de la época de las desapariciones de cuerpos humanos.
Época cercana de roturas físicas y sociales. Y de sentimientos en extrema violencia por la negación de una sociedad framentada, atomizada, cuasi fantasma ...


Olvidar. hablo d eolvidar en diferentes planos, de lo personal a aquello que no ha marcado, aún a los que desconocen cómo era caminar por las calles y que el peligro siempre estuviera latente, allí, caminando.


.
.
.
.
.
.
.
Y claro que me gustan las menestras. Hoy comi frejolitos panamitos con ensalada y arroz...
Algo sabroso.

:)


Comida, comida rica. Una manera de olvidar lo sombrío. O de conjurarlo.


Así que ahora mismo me preparo un caldo sustancioso...

Salutes Di.

zezé dijo...

recordar
para olvidar
vivir
para tratar de seguir
ampliar recuerdos
y olvidar los viejos
besos

Rain dijo...

Ampliar recuerdos, como en la elaboración de un primer plano, o más,
una gran secuencia, sí, lo imagino.

Moviste una idea, Zezé. Gracias.

Un cálido salute.

Nadia dijo...

Hola, Vir, tanto tiempo.
Has escrito harto, tardaré un poco en ponerme al día...

Me cuesta entender -con todo respeto- cómo un pueblo puede pensar en elegir a un Presidente que ya dio muestras anteriormente de no hacerlo bien, de hacerlo mal, en realidad (es la excepción al principio de dar una segudna oportunidad, que no dudo en apliacr a nivel personal, pero respecto de un país...).

Y un mea culpa: como chilena, me avergüenza que se haya dejado entrar a Fujimori, así como si fuese un turista cualquiera, y también deploro que esté en libertad... arresto domiciliario, por último, y calladito no más.

Saludos desde el sur,