2.2.06

Y afuera llovía


Marlon Brandon te ponía furioso y ni siquiera la música te sosegaba, porque eras salvaje como esos personajes de la nouvelle de Andrés. Y me sacudías el brazo, tocabas mis orejas, las besabas por detrás y bebías aquel pisco agrandando los ojos. Maldecías a Marlon, y me rodeabas sibilinamente.
Nunca comprendí esos celos. esa furia, y los rasguños en mi espalda. Marlon sonreía en 'El último tango de París'.
Gotas de lluvia caían en la ventana y el reflejo de tu ira brillaba.

Todavía siento aquel rasguño, aquel beso y tus imprecaciones.
Y afuera llovía y llovía...
Ilustración: 'Celos' de Edward Munch.

5 comentarios:

Ce dijo...

Mi querida Vir, para hablar de celos, habrá que esperar a que sea mañana, a que el reflejo de la ira zozobre, habrá que pensar en femenino.

Tengo la llamada todavía presente.

Las palabras de los celos duelen.

Te deseo dulces sueños, tú me entiendes.

Te mandaría otro abracillo, pero mejor te mando uno así de grandote.

Rain dijo...

Querido Ce, tú escribías y yo estaba en la azotea . Luego vine y escribí.


Se siente tu abrazote.

Yo desde esta madrugada de verano, te envío mi abrazote.


Ah, los celos son retazos de sombras...


:) cHAO CE.

Zuriñe Vázquez dijo...

Hola Vir, pero como no va a estar celoso de Marlon Brando, es natural, y además en "El último tango" por supuesto, es que no tiene rival, o en "Un tranvía llamado deseo". Besitos te visito desde Hormigo

Martín dijo...

"Y afuera llovía y llovía": como si el clima reflejara los estados anímicos que describes... Me gustó mucho tu post

Rain dijo...

Desmesuras. Marlon estaba en el ecrán, y no iba a salir como lo hace el actor en 'La Rosa púpura del Cairo' :)




Zuriñe, sigo escuchando el páarafo en francés que obsequiaste...

:) gracias, gracias.


***


Salutes y gracias Martín.

Releo este post y creo que pude reodondearlo más...