20.2.06

Por el mar, sólo por el mar

A veces se actúa radicalmente. Sin concesiones. Y ante el otro una parece alterada o esquizoide. Porque la complejidad es díficilmente comprendida y sobretodo porque el diálogo se esfuma, ya que no hay una intención que se sobreponga al maldito orgullo, que sí, es maldito cuando obnubila y plaf, se lleva la única posibilidad de preservar una relación, un puente, una tabla en medio del mar en una noche tormentosa. 'Mierda', dice una cuando todo se ha consumado y las palabras dulces han desaparecido.
Si alguna vez dices que no te gusta el mar, sabré que ni siquiera seremos amigos.
(Pausa)
Qué horribles palabras. Y son verdad. (Estoy fatal...)
Foto: Brad Weston.

7 comentarios:

Ce pequeño dijo...

Es terrible cuando las palabras dulces desaparecen, se han ido.

Cuando no existe posibilidad.

Cuando a ninguno de los dos les interesa el mar.

Y no hay diálogo.

Un abracillo en blanco y negro querida Vir.

Rain dijo...

Ce, imagíante, que a los no les guste el mar: eso lo veo desabridísimo....


Un panegírico a la dulzura no haré... :)

Ah, mas es verdad: sin dulzura aparece la hiel...


Abracito.

Eleafar Cananita dijo...

no estes fatal...

PD: bueno sino quieres no, si quieres si.

:)

charruita dijo...

Que dolor! cuando los intereses cambian, cuando te preguntas "y que hago yo contigo a mi lado".
Saludos.

Rain dijo...

Charruita...exacto.

¿Será exacta la angustia?

LeeTamargo dijo...

...Al final de las palabras siempre nos queda el mar. Me gusta tanto...
SALUDANDO: LeeTamargo.-

Anónimo dijo...

www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx


www.culter.com.mx