8.11.05

Madera y limón

Para olvidar que viene el minotauro, toco un pedazo de madera perfumada con sándalo. Me vuelco en la imagen de otras gentes y olvido mi errante condición. Voy en busca de limones frescos. Ah, qué fragantes, es como oler los recuerdos y deshacerlos en un zumo, algo cristalino que beberé.
Pongo mi mejilla en la madera y sé que el tiempo se va y en dirección inversa salgo a caminar.
Afuera, todos tienen miedo y se comen unos a otros. Y los sonidos de la ciudad rasgan los pensamientos. Acaricio el limón en la palma de mi mano y otra vez toco la pefumada madera.
Giro. Miro hacia el cielo de Lima, y entretanto la gente pasa, las luces de neón , los autos y los combis, todo ese sucio gris y la madrugada tibia como un monstruo triste silba algo ligero y los claxons resuenan, y es la ciudad que vomita su canción.

Otra vez miro el cielo y ahora soy la que silba despacio, una tonada infantil.

El cielo es un inmenso ecrán y entre la luna y las nubes, estás tú.

7 comentarios:

lukas dijo...

Hay un libro de relatos de JUlian Barnes que se llama precisamente "La mesa limón", trata de hacerte con él, es muy divertido y triste a la vez, trata sobre la vejez...

Esa ciudad se me torna algo de un sueño, como mi París de anoche, jeje...

Rain dijo...

Lukas, ¿qué me dices?

Esos títulos preciosos como éste: 'La mesa limón' son atrayentes.
Sobre la vejez, sólo he leído el de Simone de Beauvoir que es como un extenso ensayo.

Estoy tomando desayuno y cerca tengo los lomones verdes verdes y amarillos verduzcos y esta imagen se fusiona a lo que me has descrito brevemente, así que sonrío.
...

Lima es un bárbaro sueño.

...

'La mesa limón': me quedo con la música de estas palabras.

Chao Lukas.

Rain dijo...

Ah, hablabas de París , Lukas y en ese sueño permanezco.

:-)

noemi dijo...

Los limones perfumados, muy diferentes a las zanahorias duras y dulces. La madera cálida muy diferente al metal de las combies. Y la imagen de alguien amado, enmedio, en la entretela de la materia.

Besos

mujer de lluvia dijo...

"afuera todos tienen miedo" ...me quedo con esta frase...me envuelve..me hipnotiza...y apesar de todo tampoco nada es diferente aqui adentro...
Escribo poco,pienso demasiado o aveces me entretengo como ahora con mis zapatos y mis pies mojados por esta lluvia que se parece tanto a la que cae en casa...solo eso se parece a loq ue hay en casa...la lluvia que diluvia y que a pesar de todo no se quiere llevar la margura...

una mujer de lluvia en pleno charco

digler dijo...

la fragancia del limón y su sabor también te alejan de una ácida ciudad... refrescantes las memorias

Rain dijo...

Puse la entrela al borde de la ventana y le da el sol.

:-) Noemí, ¿qués estarás preparando en tu casa?

...


Hola mujer de lluvia, hace tiempoque hay un lugar para ti en el puerto.

En ese charco veo rocío...

:-)

...





Digler, ácida y de pronto agridulce como el limón, se levanta la ciudad...

esta primavera ayuda a diseñar algo...

Como ves, ya me cruzé.

Salutes :-)